... "cosmétique maison" y recetas golosas...

Cabello y Sol

Si vais siguiendo este sencillo blog ya habréis visto las entradas que he ido dedicando al cuidado de la piel en verano así como las diferentes propuestas cosméticas para conseguir un bronceado seguro… Pero… ¿Y el cabello?
 Nuestro pelo también sufre en verano… Como siempre, es imprescindible cuidar nuestra alimentación, hacer ejercicio, hidratarse con frecuencia y acudir a los profesionales si observamos cambios importantes en el pelo o el cuero cabelludo. Normalmente lo que podemos sufrir en verano es el pelo seco, sin vida, castigado por el sol, el cloro, la sal… Incluso los productos que nos podemos poner para “protegerlo” pueden no tener los mejores ingredientes y acabar por estropearlo con el tiempo… Entonces, ¿qué hacemos? Cuidarlo con ingredientes sencillos y naturales… ¿Había alguna duda?

Para proteger el cabello durante la exposición solar o el baño se pueden utilizar los aceites vegetales que crean una ligera pantalla: el de sésamo, el de tomate o el de pepitas de frambuesa… Se aplican en todo el cabello, masajeando con suavidad y se pueden volver a aplicar después del baño…

Una vez en casa podemos prepararnos ricas mascarillas nutritivas con mantecas, privilegiando la de mango, o incluso volver a los aceites vegetales como el de oliva o aguacate… Además de las mascarillas podemos utilizar, por ejemplo, el macerado de monoï o el aceite de coco, una vez ya lavado y acondicionado el cabello, sobre las puntas, para nutrirlas a la vez que nos regalamos un fantástico perfume…

En cosmética casera nuestros ingredientes de base serán los fantásticos aceites esenciales (lavanda, geranio), las proteínas de arroz, las ceramidas vegetales…

Sencillo, fácil y con ingredientes naturales, ¿se puede pedir más?

1 comentario:

  1. Muy útil !!!! Tú siempre cuidándonos en veranito ... ;-))
    Besotes !!

    ResponderEliminar